lunes, 9 de junio de 2014

“El empate hubiese sido justo”

Luego de la caída por 2 a 1 frente a Villa San Carlos, Laura Dobry analizó el encuentro junto a Stampa y manifestó que Hebraica mereció la igualdad en los 90 minutos. La jugadora de fútbol femenino, que convirtió el tanto del team de Pilar, expresó: “El segundo tiempo lo manejamos todo nosotras”.

¿Qué sensaciones te dejó el partido con Villa San Carlos?
Son sensaciones encontradas, teníamos muchas ganas al comenzar el encuentro ya que habíamos hecho un gran partido contra Excursionistas, pero nos sorprendió un gol de ellas a los 3 minutos que nos bajoneó anímicamente y eso hizo que dominen la primer etapa convirtiendo otro gol antes de que termine. En el segundo tiempo mejoramos mucho, cambiamos el carácter, pudimos manejar los tiempos y llegar más veces al arco pero lamentablemente no alcanzó.
¿Crees que merecían al menos el empate? ¿Cómo lo viste?
Sabíamos que era un rival muy similar a nosotras. En el primer torneo habíamos perdido por la mala fortuna de un remate de lejos que terminó en gol y ya sabíamos con quien nos íbamos a enfrentar. Creo que en el primer tiempo fueron superiores y lo merecieron, pero en el segundo lo manejamos todo nosotras. El empate hubiese sido el resultado más justo.
¿Cuánto aportan a Hebraica las incorporaciones de Victoria Graiver y Melody Gueller?
Son grandes incorporaciones, tanto a nivel futbolístico como a nivel grupo. Vienen con ruedo internacional y esto sin duda nos va a sumar. Creo que van a ser de gran aporte en el aspecto ofensivo del equipo.
¿Cómo te sentís con ellas teniendo en cuenta que ya jugaron juntas?
Son jugadoras que por el nivel te generan mucha confianza.
¿Para qué está este equipo?
El objetivo sin duda es seguir sumando minutos y experiencia, creo que el equipo cuando se propone es muy combativo, con mucho carácter y de temer para varios rivales. Sabemos las diferencias que tenemos con equipos que ya tienen mucho ruedo en lo que es AFA pero estamos para crecer día a día, y poder ir acortando la brecha que nos separa de ellos.

Por Jonathan Steingard.


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada