jueves, 22 de agosto de 2013

“Estoy bastante contento”

Luego del triunfo sobre Samper Montana en el US Open, Diego Schwartzman dialogó en exclusiva con Stampa, expresó sus sensaciones tras la victoria y contó detalles de su vida personal. ¿Su sueño en el tenis? “Jugar una Copa Davis”.

¿Cómo se preparó para el US Open?
Entrené con varios jugadores y también trabaje solo con mi entrenador algunas cosas que necesitaba trabajar. En lo personal fue una muy buena semana de entrenamiento.
¿Qué sensaciones tenes luego de tu victoria en el primer partido de qualy?
La verdad bastante contento y conforme. Creo que jugué bastante bien, estuve sólido. Se complicó un poco al final pero por suerte pude cerrarlo en cero con mi saque.
¿Qué es lo mejor y lo peor que te dio el tenis?
Yo creo que lo mejor es que te da mucha experiencia en todo sentido, te hace madurar bastante rápido, ya que es un deporte muy solitario. También por viajar conoces muchísimos lugares y conoces muchísimas culturas. La verdad que en todo sentido es muy bueno.
¿De no ser tenista que serías?
Sería futbolista, antes de decidirme por el tenis entrené un tiempo en Parque. Luego me tuve que decidir y me incliné por el tenis.
¿Cómo, cuándo y dónde debutó?
Fue en un torneo en el Lawn Tenis, cuando tenía 7 años. Perdí mi primer partido pero en esa edad había ronda de perdedores y salí campeón, jaja.
¿Cuál es tu sueño?
Llegar a estar top 50 y poder jugar la Copa Davis con Argentina.
¿Tu mejor amigo en el circuito?
La verdad me llevo muy bien con todos. Tengo muy buena relación con los argentinos, pero con el que tengo un trato diferente es con Federico Coria, el hermano de Guillermo.

Por Andrea Eidman.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada