lunes, 3 de septiembre de 2012

Están todos de la cabeza


Sosiego, que se alzó con el título en Primera, ganó la final por 2 a 1 con dos goles de cabeza. El primero fue obra de Guido Nicolaievsky y el segundo de Ezequiel Rubin (foto). El conjunto aurinegro se hizo fuerte de arriba y festejó.

Muchas veces se dice que las pelotas paradas y el juego aéreo son tan importantes como el juego en sí. Sosiego fue oportuno, efectivo y práctico. En un partido complicado, duro y chivo como fue la final, el equipo dirigido por Pérez Medone ganó por dos testazos y terminó quedándose con la gloria.
Guido Nicolaievsky fue el encargado de meter el primer frentazo. Centro preciso de Martín Wolfsohn desde la derecha y el central, de gran campeonato, metió la cabeza y clavó la pelota en el palo izquierdo de Lechu Faiman, que nada pudo hacer.
Misma fórmula, distintos intérpretes. Envío al segundo palo de Kevin Kogan desde la izquierda y Ezequiel “Tweety” Rubin saltó más alto que todos, despegándose casi un metro del piso, y cruzó el frentazo para convertir el tanto que sería el del triunfo.
La gloria, el título y el campeonato llegaron de la mano de dos testazos que le terminaron dando la alegría al conjunto de Sosiego. El team de Luis Pérez Medone puede festejar tranquilo porque por Canning están todos de la cabeza. ¿Cómo no estarlo?

Foto: Denise Furman.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada