miércoles, 28 de septiembre de 2011

No alcanzó para ser campeón


A la Primera División de Hebraica no le fue suficiente con ganar 3 a 0 el sábado ante BACS en Pilar y las pocas chances de gritar campeón se esfumaron tras la victoria de Almafuerte por 2 a 0 a Chicago. La Celeste buscará triunfar en uno de los dos partidos que le quedan para finalizar en la segunda posición y así esperar su rival en los playoff.

Los festejos tras el campeonato de la Intermedia División demoraron unos minutos el partido que llenó de alegría a todas las jugadoras de Pilar. Con felicidad por el logro obtenido de sus compañeras, las chicas de la Primera División salieron a la cancha desconcentradas pero con el objetivo claro. En el partido de la ida, Hebraica había goleado al BACS por 8 a 0 y la ventaja relajó al local.
En el primer tiempo, el control de la bocha era de SHA pero las llegadas al área eran poco claras. Con las ausencias de Victoria Ruzal y Tatiana Falczuk, el equipo no lograba encontrar la manera de llegar con claridad al círculo central.
El encuentro tuvo una jugada muy polémica en la cual el árbitro debió haber expulsado a Melisa Palomino, jugadora de BACS, que ante una falta cometida por ella y la rápida salida de Ailen Feldman para jugar hacia arriba, se levantó y le dio un manotazo en la cabeza. Se sancionó a ambas con tarjeta verde y amarilla para Denise Segalis por haber reclamado al otro árbitro. Una injusticia que dejó al local con dos jugadoras menos durante unos minutos.
Antes de la finalización del primer tiempo, la juvenil Julieta Jamus tiró un centro y Segalis, que había ingresado recientemente, la empujó para abrir el marcador del partido.
El segundo tiempo fue un monologo de SHA que se dedicó a pasarse la bocha y estirar aun más la diferencia. El segundo tanto llegó de una pegada esquinada de Noelia Gómez  hacia Larissa Barreto y la 10 definió con mucha calidad elevando la bocha por encima de la arquera, imposible de atajar.
Para cerrar el partido, Julieta Jamus convirtió su primer gol en la categoría y cerró la gran tarde a puro éxito de Pilar.
Fue el último partido que Hebraica jugó en su cancha de césped natural ya que los próximos dos serán en condición de visitante, y en el 2012 estrenaran su cancha sintética.

Por Denise Segalis.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada